Código de Padres, espectadores y jugadores

Código de Padres
1.       No obligue a practicar Rugby a un niño que no lo desea.
2.      Recuerde que los niños participan en el Rugby para su propia diversión,- no para la suya.
3.      Aliente a su hijo a jugar siempre de acuerdo con las reglas.
4.      Enseñe a su hijo que el esfuerzo honesto es tan importante como la victoria a efecto que el resultado de cada partido sea aceptado sin una indebida desilusión.
5.      Convierta una derrota en victoria ayudando a su hijo a mejorar sus destrezas y a ser un buen deportista. Nunca ridiculice o grite a su hijo por cometer errores o porque se pierda un partido.
6.      Recuerde que los niños aprenden mejor mediante el ejemplo. Aplauda el buen juego de su equipo y el del equipo oponente.
7.      No cuestione públicamente las decisiones del árbitro y nunca su honestidad.
8.     Apoye todos los esfuerzos para eliminar los abusos físicos y verbales del Rugby infantil.
9.      Reconozca el valor y la importancia de los entrenadores voluntarios. Aportan su tiempo y esfuerzos para brindar una actividad recreativa a sus hijos.
10.  Ayude a que su hijo comprenda las diferencias entre los partidos que ellos juegan y los partidos de adultos que presencian o ven en la TV.

Código del Espectador
1.       Recuerde que los niños participan en deportes organizados para su propio entretenimiento. No están allí para entretenerlo a Ud. y no son “Pumas” en miniatura.
2.      Muestre su mejor comportamiento. No emplee lenguaje indebido ni hostigue a los jugadores, entrenadores o árbitros.
3.      Aplauda el buen juego de su propio equipo y el del equipo visitante.
4.      Demuestre respeto hacia los oponentes de su equipo. Sin ellos no habría partidos.
5.      Nunca ridiculice ni rete a un niño por cometer errores durante un partido.
6.      Condene el uso de la violencia en todas sus formas.
7.      Respete las decisiones del árbitro.

Código de los Jugadores
1.       Juega por el placer de hacerlo, no solamente para complacer, a tus padres.
2.      Juega de acuerdo con las reglas.
3.      Nunca discutas las decisiones del árbitro.
4.      Controla tu carácter, no gesticules.
5.      Esfuérzate de igual forma para tu propio bien y por el de tu equipo. El rendimiento de tu equipo mejorará, como así también el tuyo.
6.      Sé buen deportista. Aplaude todo buen juego, sea de tu propio equipo o del oponente.
7.      Trata a todos tus compañeros y a los oponentes, de la misma forma que quisieras ser tratado.
8.     Recuerda que el propósito del juego es diversión, mejorar las destrezas y sentirse bien. Juega para tu equipo.
9.      Coopera con el entrenador, compañeros y oponentes, pues sin ellos no sería posible jugar el partido.
10.  Participa y disfruta del “tercer tiempo”.
11.   Haz amigos jugando Rugby. Los resultados pasan, los amigos perduran.